El poder del descanso

Os pongo en consideración estas tres frases para que las pienses y las tengas muy presentes: (Las podrías incluso enmarcar)

1.  Una de las mejores formas de mejorar es no hacer nada. Si nunca haces nada, no te sirve este consejo.

2. Cuando estás durmiendo, el cuerpo asimila todo el trabajo duro. Intenta, por todos los medios, dormir seguidas al menos 7 horas.

3. Una sesión de entrenamiento no acaba de veras hasta que se ha completado el tiempo requerido de recuperación. Es decir, hasta la siguiente sesión.

Indicador infalible de que no te sobreentrenas y que asimilas, de que todo va bien, es el SUEÑO ¿Cómo es la calidad de tu sueño? ¿Se interrumpe? ¿Caes en sueño profundo rápidamente? ¿Tienes habitualmente la sensación de haber descansado al levantarte?

¿Te das cuenta que irte de marcha, de copas y trasnochas o comes pesadamente, estás comprometiendo tu recuperación para la siguiente sesión ? ¿Y de que también aumentan tus probabilidades de lesionarte?

No te estoy animando a ser un soso y no salir de fiesta o alimentarte a base de apio. Sólo te digo que midas bien tus excesos, porque será sólo entonces cuando podrás acceder a metas altas.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.